Categorías
Segunda División

EN ELÉCTRICO FINAL COLINA SE LO DIO VUELTA A CONCEPCIÓN

Después de un inicio para el olvido, quedando tempranamente dos a cero abajo en el marcador, la salida prematura de Daúd Gazale por lesión devolvió sicológicamente al partido a los pupilos de Kalule Meléndez, quienes en los dos goles lilas cometieron errores infantiles en defensa, viéndose incluso nerviosos frente a la mediática dupla ofensiva rival. Pero se sobrepusieron antes del descanso, logando igualar a dos. Ya nos preparábamos para titular en la crónica diciendo que el segundo tiempo estuvo de más, cuando a poco del pitazo final, Jorge Muñoz se vistió de héroe dándole el triunfo a los capitalinos, previo desvío en un defensa. ¿Mucho castigo para los penquistas? Puede ser. Sin embargo, este desenlace les dejará importantes enseñanzas a los dirigidos por Esteban González para que aprendan a cerrar antes los duelos, justo cuando se les viene el clásico con Arturo Fernández Vial.

Juan Antonio Torres

Fotos: ANFP y Lisandra Jung

No solemos respaldarnos en aquellas premisas futboleras que suenan a frases clisé, pero tras lo ocurrido en La Florida este último miércoles de septiembre nos resultó inevitable acudir a ellas: gol perdido en un arco se convierte en el otro; los partidos duran 90 minutos; y el 2 a 0 es un marcador que suele ser peligroso. Este último adagio siempre será curioso y reversible por una razón muy sencilla: si el cuadro que está en desventaja se pone 2 a 1, como que ese descuento los motiva mucho en lo sicológico ayudándolos al unísono en lo futbolístico, mientras que el rival como que inconscientemente se echa para atrás, no sorprendiendo que se produzca la igualdad en los tramos siguientes. Eso pasó en este duelo correspondiente a la tercera fecha del nuevo torneo de Segunda División.

Las redes sociales del León de Collao hablan de farra, de despilfarro. Por cierto, que opinando más desde el corazón y la rabia tras lo que presenciaron por televisión (transmitió el CDO, con el retorno al off de un conocido como Álvaro Lara en los comentarios). No obstante, les encontramos toda la razón, aunque también en un análisis más frío, no debemos olvidar que todo pudo ser muy distinto si el cabezazo de Gabriel Vargas en una jugada de táctica fija no pega en el vertical izquierdo del arco sur en lugar de irse al fondo de la red: habría significado el 3 a 0 lapidario para Colina. Así es el fútbol. No podemos decir que el Arcángel perdonó. Eso fue de mala suerte nomás, por más que muchos no crean en ella.

Los relojes marcaban las 12.03 del miércoles, pleno mediodía en el territorio nacional, cuando instalado en solitario en el círculo central, el también ex centrodelantero de la U de Chile fue el primero en hacer rodar el balón, tocando hacia atrás a su compañero más cercano. Desde arriba se apreciaba con claridad la línea de cuatro defensiva anfitriona, esperando con respeto a los dos de ataque del forastero, cuyo solo nombre ya era preocupante, sumado a sus reconocidas trayectorias.

Pese a que en los primeros minutos Colina se apoderó del control, esto fue más bien en campo propio, a ritmo cansino y rifándola fácil al proyectarse desde la derecha con centros aéreos que tanto el golero Contreras como su zaga controlaron sin problemas. Y abusaron de esa variante, tornándose estéril. Por esas paradojas, la primera ocasión clara fue para los penquistas con un centro al área desde la izquierda que Vargas malogró al quedar sin ángulo.

Eso sería un aviso: a los ´10 ya anotamos gol para Concepción. Ahora avanzando por la derecha, un cruce entre sus laterales volante de lado a lado permitió que la esférica le llegara al Arcángel instalado como puntero diestro. Su centro no logró ser rechazado por Gonzalo Pérez, quedándole a Gazale en plena área, batiendo a Pablo Soto con remate a su derecha. A esas alturas, su compañero de ataque se recogía y abría con sapiencia, incomodando a los jóvenes defensores del dueño de casa, quienes se vieron hasta nerviosos. Tanto, que a los ´26 vendría la segunda estocada luego de increíble falla de Retamal, quien no pudo parar una pelota, aprovechándolo Alex Díaz para irse en demanda del arco, fusilando a Soto.

Minutos antes se había ido por lesión Gazale (problema en la planta del pie derecho), cuya tempranera salida se fue notando posteriormente, tanto porque su reemplazante nunca entró en juego y hasta fue reemplazado en el segundo lapso, como también porque apareció pronto la gran figura que tuvo Colina en este choque: el creador Juan José Vega. El talentoso zurdo le dijo a todo el mundo virtual “aquí estamos”, despachándose a los ´33 minutos un maravilloso remate desde fuera del área clavándose en el ángulo derecho del arco norte de La Florida, despertando a las arañas. Y también a sus compañeros. Lo cierto es que los eléctricos volvieron al redil, al tiempo que Kalule desde la orilla conminaba a su zaga a estar más prendidos y atentos.

No conforme con aquello, pasarían apenas cuatro minutos cuando una habilitación preciosa de Matías Bizama entre líneas dejó solo a Rodrigo Riquelme frente al arquero rival, estableciendo la paridad y anotando su primer gol en el profesionalismo. Todo volvía a fojas cero en el sintético. Y así se fueron al descanso, con una sensación en el ambiente de que efectivamente Concepción había perdonado a sus adversarios. Y no sería lo único.

La segunda etapa no tuvo la misma efectividad frente a los pórticos. De hecho, sólo tenemos un par de acciones por lado. A los ´50, un tiro libre del mismo Vega que Contreras manoteó al córner; a los ´59, un derechazo cruzado de Fierro que se fue desviado; a los ´68, un empujón sobre Vargas en el área que el juez desestimó cuando los visitantes pedían penal; y a los ´88, un contragolpe de Luciano Sanhueza cuyo remate a la entrada del área se fue semi elevado.

Tras cartón, llegó la jugada clave del compromiso, justo cuando nos aprestábamos a decir que el segundo tiempo estuvo de más. En su sexto minuto en cancha, a Jorge Muñoz le quedó servido un tiro de Luciano Sanhueza que se desvió en una pierna, enganchando para que un defensa pasara de largo. Su tiro también se desvió en un rival (Bastián Henríquez), lo que descolocó al arquero Sebastián Contreras, estructurando el 3 a 2 que fue celebrado como correspondía por Colina, quienes esta vez volvieron a utilizar su tradicional indumentaria eléctrica amarilla. El moribundo había despertado. Y fue justo a tiempo.  

ALINEACIONES

DEPORTES COLINA (3): Pablo Soto; Nicolás Higueras, Felipe Alvarado, Felipe Retamal, Jorge Ignacio Canales (83’ Sebastián Valencia); Gonzalo Fierro, Gonzalo Pérez, Gonzalo Rivas, Juan José Vega (83’ Jorge Muñoz); Rodrigo Riquelme (74’ Felipe Valeria), Matías Bizama (85’ Luciano Sanhueza). DT: Rodrigo Meléndez.

DEPORTES CONCEPCIÓN (2): Sebastián Contreras; Bastián Henríquez, Matías Manríquez, Diego Calderón (61’ Cristóbal Vargas), Fabián Ramírez; Matías Lagos, Pablo Sanhueza, Benjamín Cruces (61’ Matías Reyes), Álex Díaz; Daúd Gazale (17’ Hernán Veras (81’ Rodrigo Toloza)), Gabriel Vargas. DT: Esteban González.


Árbitro: Omar Oporto.

Asistentes: John Calderón y Cristián Naveas. 4to Juez: Diego Yáñez.

Goles: 0-1, 11’ Daúd Gazale; 0-2, 26’ Álex Díaz; 1-2, 33’ Juan José Vega; 2-2, 37’ Rodrigo Riquelme; 3-2, 89’ Jorge Muñoz.