Categorías
Actualidad Futbolística

“EL MINERO ES DE SACRIFICIO Y ESO ES LO QUE QUIERO DE MIS JUGADORES”

Nuestro portal conversó con el coquimbano Cristián Gómez, técnico del histórico Lota Schwager (10 Mayo 1966). El ex capitán del club, recordado por sus pasos en Colo Colo y Cobreloa cuando vestía de corto, comenzó con éxito su carrera de entrenador el año pasado, ascendiendo de inmediato con los carboníferos. En nuestro diálogo reconoce que, pese a la solvencia de varios de sus rivales, está conforme con el plantel de 29 jugadores aprobado por la directiva para buscar el regreso al profesionalismo. Nos confesó que ya alcanzaron a realizar pretemporada antes de la pandemia y jugaron amistosos contra Huachipato, Universidad de Concepción, Deportes Concepción y Linares, quedándole claro que darán la pelea.

Juan Antonio Torres

Fotos: Facebook del club

Lo vimos jugar bastante. Era defensa central. Aguerrido, pero también con técnica. La misma que luego de despuntar en Coquimbo conquistó a clubes grandes como Colo Colo y Cobreloa para ofrecerle contrato. También jugó en otros como Everton, Ñublense, Curicó y Rangers, pero rescatamos a esos dos grandes que potencian su palmarés inicial en las canchas. Ahora estará al borde de ellas. De hecho, ya lo hizo el año pasado, logrando subir de inmediato de categoría con el club que fue descendido desde Segunda por sus problemas económicos al no poder cumplir con las exigencias de la Unidad de Control Financiero de la ANFP.

Como futbolista se dio el gusto de jugar Copa Libertadores y Sudamericana, integrando además alguna nómina de la selección en el proceso para el Mundial del 2002. Y terminó en Lota Schwager, con cuatro temporadas finales que terminaron marcándolo. Tanto, que comenzó en el sur su carrera de entrenador y no deben faltar quienes lo asocian con Coronel como la cuna de nacimiento suyo. Pero no, nació en tierra pirata un 4 de enero de 1978.

A sus 42 años, Gómez se alistaba para cumplir con el desafío de volver a Segunda División con el histórico, pero vino la pandemia que interrumpió todos los proyectos tanto de Lota como del resto de los clubes. En este caso, para enfrentar una siempre muy competitiva Tercera A, donde según propia confesión, tienen mucho que decir, sin desconocer el potencial de sus rivales con planteles más onerosos.

“Competiremos contra equipos que económicamente son muy solventes, donde destaco a Limache, Ovalle, Trasandino, Rodelindo Román y Ranco. No es el caso nuestro, pero siempre he considerado que la parte deportiva también es importante y Lota la va a pelear. Por eso me interesa que cada muchacho se impregne con la historia de este club y sepan que el minero es alguien de sacrificio y eso es lo que quiero de mis jugadores, que la mojen, lo cual no significa que no busquemos un buen juego. Del plantel del año pasado se fueron casi todos”.

Esta última frase del joven DT debe servir como un toque de alerta para las instituciones que suben de división y no se renuevan tanto. La Tercera A es mucho más competitiva que la B y quienes no hacen el cambio de chip por lo general sufren con el descenso después. Por el contrario, todos en Coronel, quieren pelear en la parte alta, de ahí la llegada de casi 30 jugadores.

“Nosotros subimos pese a que en el año vivimos situaciones internas que no salieron a la luz pública. Espero que ahora no tengamos esos problemas. Los dirigentes del club han mostrado una gran disposición y han hecho el esfuerzo necesario para reforzarnos. Hicimos una buena pretemporada, jugamos amistosos ante Huachipato, la U de Conce (sub 20), Linares, Nacimiento, Deportes Concepción y el SIFUP de la zona. Encuentros donde lo que más me importaba era lograr un funcionamiento como equipo y anduvimos bien. Los jugadores mayores de este año acá serán Carlos Irribarra, Guillermo Parra, Felipe Peñaloza (de Independiente), Byron Peralta (de Salamanca) y el arquero Pablo Benítez (U de Concepción). Claro que también tenemos cinco muchachos de 16 años que rescatamos de las pruebas que hicimos en el verano”.

Después vino lo que todos sabemos y que mantienen al balompié y otras disciplinas en ascuas. Según la ANFP, volverían las Primeras el 15 de agosto, mientras que en ANFA esperan aquello para tomar la decisión de iniciar el torneo un mes después. El presidente de Tercera, Martín Hoces, declaró que como fecha tentativa piensan en el 15 de septiembre. También emitieron un comunicado recalcando que nada se moverá mientras no esté el visto bueno de la autoridad sanitaria. Igual la noticia trajo algo de esperanza a todos los clubes del circuito de Sazié.

“Es esperanzador primero que piensen en jugar, eso ya es importante. Y si parten en septiembre es positivo también porque se hablaba de octubre en su momento. Si bien es complejo lo que está viviendo el fútbol, esta noticia nos alegra. Acá les entregamos a los jugadores una pauta física semanal para que ellos la cumplan en los momentos en que puedan, todo en coordinación con el cuerpo técnico y físico. Y casi en su totalidad la ha realizado, ya sea en sus casas, parques o playas”.

Se habla acerca de la posibilidad que el equipo minero vuelva a hacer de local en el histórico Federico Schwager, aunque hasta ahora seguiría en el Bernardino Luna ocupado el año pasado. Para ello ya están en conversaciones con el alcalde Boris Chamorro Rebolledo, un reconocido trabajador social, nieto de minero y campesino. Por lo tanto, de antepasados que con seguridad siguieron al club en algún momento. Todos esperan que las conversaciones con la máxima autoridad comunal lleguen a buen puerto. Lo mismo que nuestro entrevistado.

“Lo ideal sería ir al Schwager, porque es de pasto natural, además por todo lo que significa para la historia de la institución. El Bernardino Luna, que está al lado del Hospital San José, es sintético, lo que siempre complica por el tema de las lesiones, además del bote del balón. Ahora estamos en cuarentena acá, con cordón sanitario, pero confiamos en que baje la pandemia y todo empiece a normalizarse. ¿Mi ideal de juego? Mire, una mixtura entre Bielsa, Guardiola y Klopp (sonríe), pero la verdad es que de cada DT saco sus interesantes movimientos, ya que veo mucho fútbol y todos tienen un sello. Lo que yo les pido a mis jugadores es que sean lo más simple posible”.   

Con esa mentalidad entonces enfrentará la lamparita este nuevo desafío que se les vendrá encima en menos de lo que canta un gallo. De mantenerse la idea original de ANFA, el torneo sería en grupos por zona geográfica, por lo que lo más probable es que terminen enfrentándose contra Osorno, Pilmahue de Villarrica y Ranco, más algún otro. Pocos, pero competitivos. Como para ir a ver esos duelos.

Print Friendly, PDF & Email